lunes, 13 de febrero de 2012

COCAINA




ORIGEN
La cocaína conocida como la benzoilmetilecgonina, es una sustancia alcaloide obtenida de las hojas del arbusto (Erytroxylon Cocae L. ).Es un arbusto que alcanza hasta 3 m de altura, originario de América del Sur, sobre todo del altiplano boliviano, Colombia y zonas adyacentes. Su cultivo se ha extendido a otros países como las islas de Indonesia. Crece en las montañas entre 450 y 1800 m. de altura. Es una planta de flores amarillentas y frutos rojos, con hojas ovales características que miden de 3 a 6 cm. de largo, por 2 a 3 cm. de ancho. Dichas hojas tienen dos caracteres de identificación:
- Una corta espícula en el extremo
- Dos líneas que se observan en la cara ventral de la hoja, longitudinalmente a ambos lados de las nervaduras centrales y conniventes en ambas extremidades de la misma.
Se presenta como un polvo cristalino, blanco, de olor aromático. El alcaloide base se disuelve bien en los disolventes orgánicos y el clorhidrato es soluble en agua.
La hoja de coca, es el único integrante del arbusto que contiene cocaína. Su forma es ligeramente ovalada, oscilando su tamaño entre 4 y 8 cm de largo por 2 a 4 cm de ancho.
Su sabor es amargo produciendo en la lengua una ligera sensación de embotamiento.
La primera receta de la bebida refrescante Coca-Cola contenía hasta 1903 un extracto de las hojas de coca (y por ello el nombre), de modo que un litro de Coca Cola contenía 250 miligramos de cocaína, la cual fue substituida más tarde por cafeína. El uso de cocaína en Europa fue amplio y legal en la primera tercera parte del siglo XIX. La peligrosidad de la substancia fue reconocida lentamente.

PROPIEDADES FISICAS Y QUIMICAS.
PROPIEDADES FISICAS

La cocaína es el alcaloide más importante de las hojas de coca, son
prismas monoclínicos, incoloros, con un punto de fusión de 98ºC, cristaliza
a partir de etanol, es muy soluble en cloroformo (CHCl3), soluble en etanol,
éter dietílico, sulfuro de carbono (CS2), benceno, aceite de oliva y
trementina; acetona, ácido acético, petróleo; muy poco soluble en agua fria,
sus soluciones son alcalinas al papel de tornasol; es insoluble en glicerina.
Sublima con descomposición a temperaturas que estén por encima de su punto de
fusión tiene sabor amargo e insensibiliza transitoriamente los nervios
linguales. Su fórmula química es C17 H21 NO4 Peso Molecular.: 339,82

PROPIEDADES QUIMICAS DE LA COCAINA:
NOMBRE QUÍMICO: [1R-(exo,exo)]-3-(Benzoyloxy)-8-metil-8-azabicyclo-[3.2.1]-octane-2-carboxilic acid metil ester
La cocaína es la benzoilmetilecgonina y pertenece junto con las anfetaminas al grupo de drogas simpaticomiméticas y estimulantes del Sistema Nervioso Central (SNC).
La cocaína es una droga estimulante que se caracteriza por estimular la conducta de una persona normal disminuyendo el umbral de los sistemas de alerta. 
La cocaína se define como un alcaloide y tiene las características clásicas de éstos: base nitrogenada capaz de formar sales con ácidos orgánicos o inorgánicos. Origen vegetal y actividad farmacológica definida. Químicamente es un derivado del tropano, perteneciendo al mismo grupo químico de otros alcaloides importantes como la atropina y la escopolamina.
El núcleo químico fundamental es el Nor-Tropano. De él deriva el tropano que tiene un metilo (CH3) ligado al nitrógeno (el término NOR significa Nitrógeno sin radical). Del tropano deriva la ecgonina, con un radical alcohol (OH) en carbono 3 y un carbono 3 y un carbonilo (COOH) en carbono 2, resultando ser entonces el 2 al 3 carboxitropano. La ecgonina puede formar ésteres con los alcoholes mediante su radical ácido y con los ácidos mediante su radical alcohol. El éster doble, con alcohol metílico y con ácido benzoico, es la cocaína. La unión éster es bastante lábil en presencia de tejidos vegetales o animales, lo que hace que el contenido de cocaína de las hojas se vaya perdiendo con el tiempo.
                                           
TOXICOCINETICA.
Absorción: La cantidad relativa de cocaína que se absorbe a nivel sistémico depende fundamentalmente de la vía de administración.
La absorción por la mucosa nasal después de esnifar y la absorción a través del tracto digestivo después de su administración oral es similar y mucho más lenta que después de fumar o después de la administración intravenosa.
El pico plasmático se produce normalmente a los 60 minutos después de la administración nasal u oral; aunque como en otros parámetros de la cinética de la cocaína, la variabilidad individual es muy grande, con intervalos de 30 a 120 minutos. La biodisponibilidad nasal u oral es de un 30-40%, aunque la variabilidad es mayor para la vía oral.
Al igual que ocurre con la nicotina del tabaco, la biodisponibilidad de la cocaína fumadavaría entre un 10 a 20%, siendo el porcentaje menor la más común. Cuando hacemos determinaciones urinarias de metabolitos de cocaína como seguimiento de tratamientos, debemos tener en cuenta que la cocaína fumada presenta una biodisponibilidad baja y variable.
Las concentraciones máximas venosas y arteriales después de las diferentes administraciones varía enormemente. No sólo depende de las dosis y de las vías de administración sino también de la frecuencia de las inyecciones. El rango de las dosis de cocaína normalmente varían entre 0.2 a 3 o 4 mg/Kg, dependiendo de la vía de administración, sin embargo las concentraciones plasmáticas máximas varían en un rango entre 50 a 2000 ng/ml o mayor dependiendo de la vía de administración y de la frecuencia de las inyecciones.
Distribución: Una vez absorbida la cocaína pasa rápidamente a la sangre y se distribuye por todo el organismo, teniendo especial afinidad por el cerebro. También atraviesa la barrera hematoencefálica y la barrera feto placentaria debido a su alta liposolubilidad. La cocaína tiene un volumen de distribución de 2 l/k. La biotransformación del principio activo se inicia rápidamente en la sangre misma debido al pH del medio acuoso, el cual es potenciado por la presencia de colinesterasas y posteriormente se completa en el hígado donde es hidrolizada por colisnesterasas produciendo sus dos metabolítos principales la benzoilecgonina (BEG) y la ecgoninametilester (EME). 15-30 minutos después de la administración aparece la benzoilecgonina (BEG), el principal metabolito del cual se pensaba que era farmacológicamente inactivo. La BEG puede detectarse en plasma hasta 24 horas después de su administración.
Ni la cocaína ni sus metabolitos se unen a proteínas plasmáticas, la vida media de sus metabolitos oscila entre 4-6 horas y es más larga que la de la cocaína libre que es de aproximadamente 60 minutos (15). La cantidad encontrada en sangre corresponde fielmente a la cantidad a la que están expuestos los receptores. En personas con sobredosis, la sustancia muestra concentraciones diferenciales importantes en cerebro y sangre, llegando a encontrarse en el primero hasta 10 veces la concentración en la sangre, tomada al mismo tiempo (Karch, 1.991).


Metabolismo: La cocaína es rápidamente metabolizada, generalmente por hidrólisis enzimática para producir benzoilecgonina (BE), ecgonina metil ester y posteriormente ecgonina. En un 1-5% se excreta por la orina sin cambios.
La hidrólisis a benzoilecgonina se produce en un 45% de una dosis administrada; porcentaje similar a la hidrólisis a ecgonina metil ester. Ninguno de los dos metabolitos poseen actividad biológica significativa en humanos. La norcocaína nitróxido y otros radicales libres son metabolitos potencialmente activos, pero se producen en pequeñas cantidades que generalmente no representan cantidades farmacológicamente significativas en clínica humana.
Cuando la cocaína se fuma, la droga se piroliza a una serie de compuestos químicos dependiendo de la temperatura. El principal metabolito es la anhidroecgonina metil ester (AEME), también conocida como metil ecgonidina.
AEME es farmacológicamente activo en animales, sin embargo en humanos existen muy pocos trabajos y no se conoce con exactitud su perfil farmacológico (podría tener efectos inotrópicos negativos). AEME se puede determinar en orina, incluso después de que se hayan fumado pequeñas cantidades; sin embargo este metabolito no aparece cuando la cocaína se esnifa o se administra por vía intravenosa. Por tanto, su interés radica fundamentalmente en el control urinario de consumo de cocaina fumada en pacientes en tratamientos de desintoxicación.
La benzoilecgonina es el metabolito que se detecta en orina, más utilizado para monitorizar los tratamientos. Puede ser detectada en orina 3-4 días después del último consumo y por supuesto dependerá de la cantidad de cocaína consumida y del valor de corte que se establezca o de la sensibilidad de la prueba.
La vía de administración también influye en la cantidad de BE que se detecta en plasma y que se eliminará a través de la orina. En general, se puede decir que las máximas concentraciones y la mayor área bajo la curva se produce después de administraciones nasales u orales. Cuando la cocaína se fuma, aunque los efectos que se producen son mucho más intensos y precoces, la cantidad absorbida es menor y por tanto las concentraciones de BE en plasma son también menores.


Eliminación: El aclaramiento de la cocaína es muy rápido, variando entre 20 a 30 ml/min/Kg. La semivida plasmática es, de nuevo, variable con intervalos de 1 a 1.5 horas. La benzoilecgonina presenta una semivida plasmática de 6-8 horas y la ecgonina metil ester de 3-8 horas. Su eliminación se da de forma muy rápida, efectúa por vía renal principalmente, en forma de  metabolitos, aunque dicha eliminación es dependiente del pH urinario. Uno de los metabolitos de mas importancia es la EME que se forma por acción de una colinesterasa plasmática y/o  hepática y representa aproximadamente del 26 a 60% de las dosis de COCaina administrada. Pueden ser detectados hasta seis horas después del consumo La NORCOC es un metabolito farmacologicamente activo encontrado en la orina. y otra pequeña cantidad de cocaína se excreta por la orina en forma libre.

TOXICODINAMIA.
La cocaína se comporta como una amina simpaticomimética de acción indirecta, es decir, es capaz de remedar las acciones de las catecolaminas no actuando directamente sobre los receptores adrenérgicos o dopaminérgicos, sino aumentando la disponibilidad del neurotransmisor en la hendidura sináptica.
La cocaína es un inhibidor de los procesos de recaptación tipo I (recaptación de noradrenalina y dopamina desde el intersticio sináptico la terminal presináptica; lo que facilita la acumulación de noradrenalina o dopamina en la hendidura sináptica.
La cocaína es un inhibidor de los procesos de recaptación tipo I (recaptación de noradrenalina y dopamina desde la hendidura sináptica a la terminal presináptica lo que facilita la acumulación de noradrenalina o dopamina en la hendidura sináptica).
El aumento de la biodisponibilidad de dopamina por la inhibición de la recaptación tipo I media la euforia que produce la cocaína y parece que está implicada en el mecanismo de adicción.
El exceso de noradrenalina que se produce por acción de la cocaína, es el responsable de la mayoría de los efectos farmacológicos y de las complicaciones agudas de la cocaína.
La cocaína también bloquea la recaptación de serotonina y el consumo crónico de esta sustancia produce cambios en estos neurotransmisores con una disminución de la biodisponibilidad.
Los efectos sobre la neurotransmisión catecolaminérgica y serotoninérgica constituyen, asímismo, la base de su mecanismo de acción como droga dependígena.
INTOXICACIONES AGUDAS:
Toxicidad aguda
Las manifestaciones clínicas más comunes son:
- Aparato cardiovascular: palpitaciones, bradicardia o taquicardia, arritmias (fibrilación auricular la más frecuente; taquicardia ventricular y fibrilación ventricular que es la causa más frecuente de muerte súbita por cocaína), hipertensión e infarto de miocardio.
- Aparato respiratorio: taquipnea y respiración irregular. El crack fumado es el responsable de la mayoría de las complicaciones agudas que produce la cocaína; tales como el edema agudo de pulmón; el “pulmón de crack” de posible origen isquémico (dolor torácico inespecífico, tos productiva de esputo hemoptoico y a veces hemoptisis franca); exacerbación de cuadros asmáticos;
- Aparato digestivo: anorexia, náuseas, vómitos, diarreas y las más graves aunque raras las de origen isquémico (úlceras gastroduodenales con hemorragia y perforación; colitis isquémicas).
- Higado: la cocaína es una toxina hepática específica. Las lesiones hepáticas agudas tóxicas por cocaína son de tipo citolítico.
- Manifestaciones neurológicas: cefalea, ictus cerebral, hemorragia cerebral y convulsiones.
- SNC: ansiedad a medida que desaparecen los efectos euforizantes, confusión, irritabilidad, euforia, alucinaciones visuales y táctiles, alteraciones de la percepción, reacciones paranoides y convulsiones tónico-clónicas.
- Embarazo, feto y recién nacido: el consumo de cocaína durante el embarazo se asocia a un riesgo elevado de aborto, de muerte fetal intraútero, y de prematuridad, con inmadurez fetal. Los niños tienden a nacer con menor peso y con menor perímetro cefálico. Además el síndrome de muerte súbita neonatal es muy elevado (15%). La cocaína atraviesa la placenta y produce efectos nocivos en el feto, especialmente lesiones cerebrales isquémicas, que pueden ser causa de muerte intrauterina o de daño cerebral definitivo en la vida extrauterina.
Manejo inicial de la sobredosis: se debe canalizar una vía venosa e iniciar hidratación parenteral, continuar con monitoreo neurológico, cardiovascular y del equilibrio ácido-básico. El tratamiento específico se realizará de acuerdo a la complicación clínica que presente el paciente

INTOXICACIÓN CRÓNICA:
El cuadro lo integran elementos clínicos como la perforación del tabique nasal, que constituye una lesión definitiva e irreversible; midriasis, disminución de la fuerza física, impotencia sexual, ataxia motora y gráfica (escritura), prurito cutáneo, etc.  En la esfera psíquica, se producen alucinaciones visuales coloreadas y móviles, cenestopatías de piel y mucosas "como si se tratara de insectos, hormigas o parásitos que caminan por debajo de la piel". Son menos frecuentes, pero también presentan alucinaciones auditivas u olfativas. Asimismo, demuestran confusión mental, delirio celotípico y megalómano, impulsos auto o heteroagresivos (suicidios, lesiones).
TRATAMIENTO:
Una persona con intoxicación por cocaína casi siempre es llevada a un hospital, con frecuencia en una unidad de monitoreo cardíaco.
La piedra angular de la terapia es la sedación adecuada y el monitoreo de los signos vitales.
El paciente con hipertensión arterial y latidos cardíacos rápidos (taquicardia) con frecuencia reaccionará favorablemente al tratamiento con benzodiazepinas, una clase de medicamentos que abarcan diazepam y lorazepam.
Las convulsiones también pueden tratarse con benzodiazepinas.
El dolor torácico e hipertensión arterial se tratan de la manera más apropiada.
El tratamiento a largo plazo requerirá asesoría en asuntos de drogas en combinación con la terapia médica.
METODOS DE IDENTIFICACION Y ANALISIS:
Para la investigación de tóxicos alcaloidicos en materiales biológicos se requiere de extracción desde una determinada muestra, una posterior purificación y la aplicación de metodologías de identificación como las técnicas de identificación y cuantificación mediante cromatografía de gases (CG) La cromatografía de gases es una técnica cromatográfica en la que la muestra se volatiliza y se inyecta en la cabeza de una columna cromatográfica. La elución se produce por el flujo de una fase móvil de gas inerte se lleva a cabo en un cromatógrafo de gases. Éste consta de diversos componentes como el gas portador, el sistema de inyección de muestra, la columna (generalmente dentro de un horno), y el detector  y cromatografila liquida de alta resolución (HPLC). El HPLC es una técnica utilizada para separar los componentes de una mezcla basándose en diferentes tipos de interacciones químicas entre las sustancias analizadas y la columna cromatográfica.
La inmunocromatografía se basa en la migración de una muestra a través de una membrana de nitrocelulosa. La muestra es añadida en la zona del conjugado, el cual está formado por un anticuerpo específico contra uno de los epítopos del antígeno a detectar y un reactivo de detección. Si la muestra contiene el antígeno a problema, éste se unirá al conjugado formando un complejo inmune y migrará a través de la membrana de nitrocelulosa. Si no, migrarán el conjugado y la muestra sin unirse.

CONSUMO DE COCAÍNA EN EL MUNDO COLOMBIA Y CARTAGENA:
En el informe mundial sobre drogas emitido por la ONU en 2009 sobre las tendencias de consumo en el mundo, se mostró que las cifras anteriores no han variado sustancialmente. El informe mostró que alrededor del 5% de la población mundial (aproximadamente 225 millones de personas) hizo uso indebido de drogas ilegales en los últimos 12 meses; la sustancia más consumida continuó siendo la marihuana con cerca de 150 millones de personas, seguida por los estimulantes anfetamínicos con 38 millones de consumidores , los opiaceos con 15 millones de consumidores y cocaína con 13 millones de consumidores. La Organización de Naciones Unidas ha estimado que las principales fuentes de suministro de cocaína en el mundo se encuentran en Sudamérica y especialmente en Colombia, de donde se estima que se surte más del 60% del mercado mundial de la cocaína.
Colombia, país considerado el principal productor de cocaína del mundo, experimentó un aumento en el consumo de drogas entre los jóvenes, lo que llevó al Congreso a aprobar una ley que penaliza la tenencia de dosis personales.
Sobre la situación en Colombia, en el estudio realizado por la Dirección Nacional de Estupefacientes en 2009 se mostró un aumento de la prevalencia particularmente para las sustancias psicoactivas ilegales, especialmente de marihuana; es llamativo el aumento del consumo de basuco, inhalables y cocaína.
En el informe del año 2008 el programa presidencial "RUMBOS", estableció que en Colombia se registraron para ese año 4.523 pacientes que seguían tratamientos especializados de rehabilitación para adictos.de los casos se encontraban en un rango de edad entre 10 a 19 años.
En Cartagena los índices de consumo de cocaína para el año 2007 han mostrado un importante descenso en un estudio realizado por el ayuntamiento de Cartagena oficina técnica del plan municipal de acción sobre drogodependencias  ubicando el consumo de cocaína en el puesto número seis por debajo del consumo de alcohol  y el tabaco entre otros en población de personas en edades entre los 15 y 54 años.

1 comentario: